Aviso. Google obtendrá datos personales de las personas que lean este blog sin que yo pueda hacer nada para evitarlo. Se puede evitar usando una aplicación para el navegador, como Ghostery para Mozilla Firefox.

sábado, 17 de abril de 2010

Mas allá de las estrellas

Pom, el guisante, miraba al cielo. Para una planta que vive a ras de suelo, el cielo era el mas allá, lo desconocido, el desafio que le gustaría alcanzar. Quería llegar hasta lo mas lejos, mas allá de las estrellas.
Pom envidiaba a aquellos que alcanzaban el cielo. Un dia le preguntó al pájaro, ¿qué podría hacer para ser como tu y volar por el cielo? El pájaro le contestó, necesitas alas y plumas. Y Pom se puso a la tarea, quería tener alas y plumas como los pájaros y volar en el cielo. Hizo dietas y ejercicios, atrapaba lombrices con las raices, comía granos que caian en tierra, ensanchó las hojas y las movía para poder volar. Pero no voló como un pájaro porque no era un pájaro.
Así que Pom decidió cambiar de estrategia y le preguntó al aire, ¿qué podría hacer para ser como tu y llegar hasta el cielo? Y el aire le contestó: necesitas ser ligero, perder peso. Y Pom dejó de comer, dejó que sus raices se atrofiaran, cerró sus estomas. Casi se muere, pero no logró volar como el aire porque el no era aire.
Pero Pom seguía mirando al cielo y le gustaría llegar hasta el. Entonces le preguntó al chopo, tu que eres tan alto que llegas hasta el cielo ¿qué podría hacer para ser tan alto como tu? Y el chopo le contestó, necesitas mucha agua. Asi que Pom extendió sus raices hasta el rio y bebió mucha agua, engordó, pero no logro llegar al cielo porque el no era un chopo.
Lo intentó y lo intentó pero nunca pudo dejar de ser un guisante y por tanto no pudo volar hasta el cielo. Tan grande era su deseo y tanta su frustración y su tristeza por no poder conseguirlo, que una noche la Luna se apiadó de el. La Luna llena le envió su luz. Una cantidad enorme de luz, con tanta energía, que se sintió envuelto por ella. De pronto, estaba dentro de una burbuja de luz lunar y en un instante, dentro de su burbuja, se encontró paseando por la superficie de la Luna.
Y entonces escuchó la voz de la Luna:
“Ya sabes el secreto, usa tu imaginación. Tu imaginación te llevará donde tu quieras, eliminará todas las barreras. Puedes usarla siempre que quieras, en cualquier momento. No necesitas cambiar lo que eres, sino imaginar que eres otra cosa, unirte en tu imaginación a todos los seres, como una sola cosa.
Hay algo mas que debes saber. Lo mismo que puedes volar con tu imaginación debes volver a donde partiste y seguir siendo lo que eres. Te regalo esta piedra. Es la piedra del amor al ser. La llevarás contigo en tus viajes. Para retornar, solo debes tomarla con fuerza en tu mano y volverás a donde partiste. Ahora, presiona la piedra, vuelve y mucha suerte, mi hermano”
Pom tomó la piedra con fuerza en su mano y volvió a la tierra. Ahora puede repetir la experiencia cuando lo desea. Solo necesita volar en su imaginación, con solo convocar a su burbuja y su piedra. La burbuja y la piedra siempre aparecen. Y siempre desea volver.

Quique. Abril 2010

Como aparecieron los colores

Hubo un tiempo muy lejano en el cual los colores no existían. Solo existía la luz, y como la luz era blanca, donde había luz, todo era blanco. Donde no había luz, todo era negro. Y donde había poca luz, las cosas eran grises. Era un mundo de blancos, negros y grises. Y en este mundo vivían también los seres humanos, junto a los demás seres que conocemos.

Los seres humanos solo conocían este tipo de mundo, así que estaban acostumbrados a el. No eran felices, pero tampoco desdichados, vivían una vida en gris. Pero los Dioses del Cielo, que todo lo ven, vivían en un mundo de colores. Y la Madre, por Amor a sus hijos, quiso que el mundo de los seres humanos tuviera colores para que fueran más felices. “Así su vida será mas alegre” pensó.

La Madre buscó por el poblado de los seres humanos una joven pareja en el momento de darse el primer beso. En el preciso instante de inocencia, sencillez y deseo del primer beso de la joven pareja, la Diosa hizo que sus mejillas se ruborizaran. Se ruborizaron y sus mejillas aparecieron coloradas a los ojos del otro. La pareja nunca había visto ningún color y al ver el rojo en la cara del otro, rieron. El aliento de la risa trajo el color de la carne a sus cuerpos. Contentos con el juego, se volvieron a besar y soplaron en una planta que estaba a su lado. La planta se volvió verde. Y así, jugando, besando y soplando, dieron color a todo lo que les rodeaba.

Pronto, el juego se extendió por todo el poblado de los seres humanos. A base de jugar, besar y soplar, las parejas de seres humanos convirtieron todo su mundo en un mundo de color. Aquello les gustó mucho. Pero entonces, sintieron miedo de perder los colores si paraban de besarse y las autoridades decretaron que todos debían besarse sin parar. De modo que todos besaban a todos a todas horas, sin importar los sentimientos. Así se perdió la inocencia, la sencillez, el deseo y el juego. Los Dioses se sintieron molestos por este nuevo comportamiento de los seres humanos. Pero aún fue peor. Como los seres humanos solo pensaban en besarse en todo momento, dejaron de trabajar. Desatendieron todo tipo de trabajo, hasta las tareas domésticas. Cuando el primer bebé murió por falta de atención de sus padres, el Padre que está en los Cielos se enojó mucho y decretó la eliminación de todos los colores del mundo de los seres humanos.

Y así fue como los seres humanos volvieron a su mundo anterior de blancos, negros y grises. Volvieron al trabajo, pero perdieron para siempre la felicidad porque recordaban lo bonito que era aquel mundo de colores del que habían disfrutado. Era tanta la tristeza en el mundo de los seres humanos, que el Consejo de Ancianos decidió reunirse y rogar a los Dioses una solución para su pueblo. Al escuchar la petición de los Ancianos, se reunió también el Consejo de los Dioses.

En el Consejo de los Dioses, la Madre explicó que Ella solo quería llevar la felicidad a sus hijos pero reconoció que tanta felicidad había tenido consecuencias negativas. Todo el Consejo estuvo de acuerdo con esto. A su vez, el Padre explicó que El solo quiso detener estas consecuencias que a nadie gustaban, pero reconoció que su decisión había traído la tristeza a los seres humanos. Todo el Consejo estuvo de acuerdo con esto. La decisión del Consejo de los Dioses fue la siguiente, dividirían el día de los seres humanos en dos partes, una de color y otra en blanco y negro. Durante la fase de color, cada vez que algún ser humano, basta solo uno, besara a otro ser humano por otro motivo distinto a la inocencia, la sencillez, el deseo o el juego, o bien desatendiera sus faenas diarias, acabaría la fase de color y llegaría la fase de blanco y negro. Durante la fase en blanco y negro, cada vez que algún ser humano, basta solo uno, besara a otro ser humano con inocencia, sencillez, por deseo o por juego, o bien se acostara con la sensación del trabajo bien hecho, acabaría la fase en blanco y negro y llegaría una nueva fase de color.

Y así es como, desde entonces, en el mundo de los seres humanos existe el día y la noche y como la una sucede a la otra sin parar.


Quique. Mayo 2007

Loa a los caminos

Caminante, son tus huellas
el camino y nada más;
caminante, no hay camino,
se hace camino al andar.

Al andar se hace camino
y al volver la vista atrás
se ve la senda que nunca
se ha de volver a pisar

Antonio Machado.



Siempre me han hecho pensar mucho los caminos. Los caminos nunca acaban, aunque se diga que si, que acaban en el mar, o que acaban con la muerte. Cuando uno llega al mar, tiene que volver atrás y resulta que lo que dejó a sus espaldas no es lo mismo que vio al andar en el otro sentido. Al llegar a la muerte, me parece imposible que no haya nada más allá. Uno mira camino adelante, y parece no acabar nunca, lo que te puede estimular o no. Haces el mismo camino cientos de veces y cada vez te parece diferente. Dos personas hacen juntas el mismo camino y no tienen la misma experiencia. Siendo siempre los caminos los mismos caminos, que se sabe donde empiezan, donde acaban, por donde pasan, hay que llegar a la conclusión que los caminos no cambian, cambian las personas. Siendo los caminos algo más que un mero instrumento para llegar de un sitio a otro, porque son además un conjunto de sensaciones y experiencias de las personas que los recorren, la similitud con la vida parece evidente.

Un camino se hace, como se hace la vida de cada uno con el día a día. Sin pasado y sin futuro, ignorando ambos porque no existen y son trabas para la auténtica libertad. Tomarse la vida tal cual viene aprovechando el instante, oliendo los campos, sintiendo el viento en la cara, listo para la aventura y listo para el amor si se presentan. El amor… sentir a la hembra al costado, su calor, su pasión… con independencia de cada uno para elegir su propio camino, pero cuando coinciden, no hay nada mejor. Llegar a un cruce de caminos y elegir el que mas parece convenir en ese momento, porque realmente da igual que camino escoger, en todos nos espera lo desconocido, siempre algo nuevo.

Por otro lado…

¡Antoñito hijo! Que se te ha vuelto a escapar el niño, hay que ver este hombre, todo el día en Babia. ¡Pero si no has hecho nada de nada! ¿Has puesto la lavadora? ¿Y la cena? ¿Hiciste la compra? ¡Pero que desastre! Y que sepas que tu gracia de follar sin condón, igual nos trae una sorpresa, para mí que estoy preñada otra vez. ¿Qué has faltado al trabajo? ¿Y en que piensas? ¿En vivir de mi sueldo sin hacer absolutamente nada? La llevas clara, cariño. Que sepas que estoy pensando en el divorcio, morrazo. Que eres un machista del copón.


Va a ser verdad que dos personas juntas haciendo el mismo camino, no siempre lo ven de la misma manera…

jueves, 1 de abril de 2010

Viaje a Polonia

VIAJE A POLONIA 7-24 de Octubre de 2.006


He estado en Polonia del 7 al 24 de Octubre. El vuelo fue Barcelona - Cracovia y desde Cracovia cogí un tren hasta Ostrowiec, ciudad en el centro de Polonia, donde nació y vive la familia de Karina a quien conozco porque ahora vive en Molina. Karina y su marido Yarek estaban esperándome en la estación. Cenamos con su familia y dormí en su casa.

Se trata de familias trabajadoras. Un trabajador en Polonia cobra unos 300 E mensuales, pudiendo variar entre 200 y 600 E. Normalmente viven en pisos, construidos en la época comunista. Estos bloques de pisos suelen ser de cuatro o cinco alturas sin ascensor (los que yo he visto) pero también los hay más altos. Los pisos están bien arreglados en el interior, pero las partes comunes, escalera, fachada y portal, suelen estar descuidados. El motivo es que existe un departamento gubernamental que se encarga del mantenimiento de los edificios y es completamente inoperativo. Cada familia paga 70 E al mes por un mantenimiento que no reciben.

Este problema está extendido en Polonia. En época comunista, todos los trabajadores debían trabajar, así que se les daba un trabajo, aunque fuera ficticio. El problema de exceso de mano de obra en las empresas persiste todavía, sobre todo en la administración y empresas públicas, aunque la entrada al sistema capitalista ha hecho que muchas empresas privadas cierren o recurran a despidos para salvar la situación. Es el caso de los famosos astilleros de Gdansk, donde trabajó Lech Walesa y se fundó el sindicato Solidaridad. Hoy en día, el enorme astillero está casi parado por falta de pedidos y la empresa recurre a los despidos. El trato al público varía, de frío o muy frío, por parte de empleados públicos; a cordial o servil, en caso de empresas privadas.

Destaca en Polonia el gusto por mostrar un buen aspecto externo a los demás. La inmensa mayoría de la gente viste correctamente y no se ven hombres mal afeitados, como en España. El gusto por el vestir y el aspecto externo de las personas responde a lo que en España llamaríamos “conservador”. Hay muy pocos hombres con pelo largo o personas con aspecto “hippie” o “rokero” o “punki”, tribus que en España o en otros sitios abundan. Con la excepción de Cracovia, que es un caso aparte.

Me despedí de Karina y Yarek para dirigirme a Bialystok, camino del principal objetivo de mi viaje, el parque natural de Bialowieza. Disfruté mucho en este parque natural y además fui afortunado de poder ver a los bisontes europeos en libertad. Este sitio es alucinante, árboles de 50 m. de altura (casi todos) y bosque cerrado. Es fácil caminar por el parque porque está bien surtido de caminos y además es llano. Así que me di mis buenos paseos por allí.

En Bialystok tuve la suerte de ser hospedado por una simpática joven pareja. Ella profesora de inglés y el empresario de la construcción. Estos disfrutaban de una posición económica mas acomodada. Vivían en una casa (el sueño de todo polaco) y llevaban un ritmo de vida ajetreado. El estaba disgustado con tanta emigración porque resulta difícil encontrar trabajadores. Me explicó que el no puede pagar los sueldos de Europa y que cada vez tiene mas faena a causa de la integración en la UE y problemas para encontrar trabajadores. Ellos están a favor de la UE. Pero no todos en Polonia lo están. Principalmente existe radio Maria, la radio de la iglesia católica, en contra de la UE. Parece ser que solo temen perder los privilegios que tienen en Polonia y número de fieles, pero son extremadamente críticos.

Mi siguiente parada fue Elk, en la región de los lagos. Y una vez más pude disfrutar de la naturaleza polaca. Estos lagos, rodeados de bosques, son preciosos, de cuento de hadas.

El Papa Juan Pablo II es el héroe nacional de Polonia. Por todas partes encuentras grandes avenidas, plazas, libros, cuadros, hasta la película de moda en los cines es sobre la vida de Juan Pablo II. En Elk estuvo el Papa de visita y se llenó de gente un campo inmenso para verle. En este sitio, el ayuntamiento ha edificado una gran estatua representando al Papa. Ha costado 300.000 E, una fortuna para Polonia y el ayuntamiento está endeudado para siempre. Cuando expliqué a Piotr, mi acompañante en Elk, que eso sería un escándalo en España y que, en mi opinión, si la Iglesia quiere una estatua, que la paguen los fieles y no el Estado, se encogió de hombros y dijo que eso viene a ser lo mismo.

La iglesia católica tiene un gran poder e influencia en la sociedad polaca. La gran mayoría de los polacos son católicos, aunque existen también muchos ortodoxos y un pequeño número de personas de otras religiones. Los católicos polacos son más practicantes que los católicos españoles.

La perspectiva española no sirve para entender el papel de la iglesia en Polonia. Aquí, la iglesia católica estuvo directamente relacionada con la dictadura fascista y con la represión. Allí, la iglesia católica estuvo reprimida por la dictadura comunista y luchó contra ella. Aquí, el partido comunista está relacionado con la libertad y la lucha por la democracia, la libertad y los derechos humanos. Allí, el partido comunista representa la dictadura.

Creo que, explicar a los polacos lo que la iglesia hizo aquí en España, es un buen modo para contrarrestar a radio Maria. También podría servir para conseguir un estado mas laico, lo que en mi opinión, es una necesidad en Polonia.

Mi siguiente etapa fue Gdansk. Gdansk es una gran ciudad y como todas las ciudades polacas fue destruida en la segunda guerra mundial y después reconstruida. El centro histórico fue reconstruido exactamente igual que estaba antes de la guerra y es muy bonito. Gdansk es una ciudad abierta, activa y con una rica historia. Ha pertenecido a diferentes estados e incluso gozó de independencia por un tiempo. Ciudad rica, comercial y trabajadora, ha sido apetecida por muchos e invadida en varias ocasiones. En Gdansk empezó la segunda guerra mundial. Gdansk, Danzig para los alemanes, perteneció a Prusia en tiempos y el segundo idioma es el alemán. Siempre ha tenido relación con Alemania, Polonia y sentido de su propia independencia. Los artistas flamencos que huyeron de Flandes por la persecución religiosa y se refugiaron en Gdansk son responsables de multitud de obras de arte en pintura y arquitectura en Gdansk.

En Gdansk están los famosos astilleros de Lech Walesa y Solidaridad. A la entrada de los astilleros, tres enormes cruces recuerdan las tres cruces que presidían todas las manifestaciones del sindicato y que salían de una iglesia de Gdansk. Por supuesto, un cartel con la imagen del Papa polaco recuerda la visita que hizo este a los astilleros. Hoy día, los astilleros están prácticamente cerrados.

Los polacos no confían en sus políticos ni en la política en general. A falta de partidos políticos respetados, es la iglesia la que asume el papel de liderazgo social.

Alquilé un coche en Gdansk y me dirigí a mi siguiente objetivo, los círculos de piedras neolíticos en la región de Gdansk. Pude visitar tres grandes núcleos con multitud de círculos de piedra. Están bien cuidados y con facilidades para el acceso a los visitantes. No es que los polacos estén muy interesados en este periodo de su historia, ni mucho menos, pero sirve para el turismo. La historia de Polonia empieza para muchos polacos en el año 966, cuando el rey de aquel momento se convirtió al catolicismo. Tampoco el museo arqueológico de Gdansk ofrece muchas pistas para entender el pasado pagano de Polonia, pero sospecho que muchas piezas interesantes se mantienen escondidas en colecciones privadas. Una lástima que el pasado de los pueblos eslavos esté tan olvidado.

Y por fin, cogí un tren para llegar a la última etapa de mi viaje, Cracovia. Cracovia es una ciudad sorprendente. Animada y liberal como ninguna otra en Polonia. Cracovia recibe multitud de turistas al año, mas los estudiantes universitarios, mas una tradición que en mi opinión existe de disfrutar de la vida y dejar vivir, hace que esta ciudad sea la mas intelectual y culturalmente abierta de Polonia.

El centro histórico de Cracovia, reconstruido tras la guerra como en Gdansk, contiene multitud de monumentos, que yo no alcancé a visitar, porque estuve más interesado en visitar los numerosos bares que abundan por todo el centro. Hay muchos, bien decorados en muy distintos ambientes, con buena música y te entiendes en inglés. Es lo mejor de Cracovia. Estuve también a escuchar a la orquesta filarmónica de Cracovia. Buena orquesta.

El barrio obrero de Nova Huta fue construido en la época comunista para alojar a los trabajadores de las fábricas que rodean Cracovia. Fábricas que, hoy en día, están abandonadas en buen número. El lujo del centro aquí desaparece, pero el barrio está bien construido en mi opinión. Grandes avenidas, parques y bloques grises de pisos de cuatro o cinco alturas, algo monumentales. Escuelas, polideportivo, cine, teatro… en mi opinión, el barrio está bien equipado.

El tranvía que me llevaba a Nova Huta se estropeó, pero fue inmediatamente sustituido por otro. Las infraestructuras en Polonia necesitan ser mejoradas con urgencia, tanto tranvías, como autobuses, trenes y carreteras. Pero el personal se esfuerza en mantener todo en orden con dignidad. Dignidad es una palabra que encaja con Polonia.

El barrio judío de Kazimierz alberga varias sinagogas y un centro cultural judío. Hoy día, los judíos son minoría en este barrio, pero anteriormente a la guerra mundial, era el barrio judío de la ciudad. Aquí tuvo lugar, primero la creación del ghetto, luego la deportación e eliminación de los judíos en los campos de extermino alemanes. Yo sabía que no debía hacerlo, pero visité una sinagoga que contenía una exposición sobre el exterminio. Visitar la sinagoga resultó interesante, en este viaje, he podido conocer una sinagoga y una iglesia cristiana ortodoxa, de lo que me alegro, pero la exposición… definitivamente, yo no puedo ver esas cosas. Al ver las dos primeras fotos, me eché a llorar y tuve que salir entre lágrimas de allí, diciendo al portero, a modo de excusa, “lamento muchísimo lo que pasó aquí, pero yo tengo que salir”. El portero esbozó una medio sonrisa de comprensión y agradecimiento.

El pueblo polaco es silencioso, disciplinado y frío. Creo que se debe a la educación recibida en época comunista, cuando cualquier acto que no respondiera a la norma calificaba al actor como peligroso social. Ignoro como sería el pueblo polaco en épocas anteriores al comunismo. Sin embargo, en familia, entre amigos y sobre todo si hay un par de vodkas por medio, los polacos saben reírse y divertirse como cualquiera. Es un pueblo sencillo y bueno, sin maldad, que evita los riesgos, carente de brillantez, imaginación e espontaneidad, cuidadoso de los detalles y eficaz. Yo diría que es un país femenino, en el sentido de incapaz de pensar en grandes cosas, hacer planes a largo plazo o de grandes ideas filosóficas o morales, pero sin embargo muy buenos en el día a día, en resolver los pequeños problemas y atender los detalles.

Viaje a Marruecos

Viaje a Marruecos. 2-12 de mayo de 2006

He estado en Marruecos del 2 al 12 de mayo. Fuí invitado por un joven marroquí a su casa con él y su familia. Su nombre es Soufian. Tomé el ferry de Comanav en Algeciras (España) a Tanger (Marruecos). Comanav es una empresa marroquí. Nazih, el hermano de Soufien, estaba esperándome en el puerto de Tanger. Viajamos juntos hasta su casa. Viven en la región de Ouarzazate, sur de Marruecos, cerca del Sahara Occidental y la frontera con Argelia. La distancia a Tanger es de unos 800 km. Para llegar allí hay que cruzar el Atlas y estas son hermosas montañas. El atlas es muy verde en la cara norte y muy seco en la cara sur. Hay una gran zona en el medio, a gran altitud, con una humedad media.

El pueblo de Soufien se llama Ihajjamne, cerca de otro pueblo mas grande que se llama Tinghir, a mitad de camino entre dos grandes ciudades, Errachidia y Ouarzazate. Esto es el sur del Atlas y el principio del desierto del Sahara. El desierto me ha impresionado. Lo menos que puedo decir es que es GRANDE pero no tengo palabras para describir mis sentimientos hacia el.

El pueblo y la familia de Soufien y Soufien también por supuesto pertenecen al pueblo bereber. Ya que bereber significa bárbaro, los bereberes prefieren que se les llame amazighs y el idioma bereber se llama tamazigh, así que usaré estos nombres de ahora en adelante. A pesar del hecho de que los amazighs son mayoría en Marruecos, su idioma ha estado prohibido mucho tiempo y solo recientemente pueden usarlo libremente, se usa en TV y se enseña en la escuela, aunque por lo que he visto, el tamazigh en la escuela es mas algo folklórico que una enseñanza real de la lengua. Hace poco se creó un partido político amazigh y irá a las próximas elecciones. Los idiomas oficiales en Marruecos son el árabe y el francés, pero no el tamazigh.

La bienvenida de la familia de Soufian fue muy acogedora. Esta gente es hospitalaria al máximo. Me cuidaron tan bien, que yo solo puedo estar agradecido y expresar mi sorpresa por un trato tan cariñoso como el que tuvieron conmigo. Esto es algo a lo que no estamos acostumbrados en los países occidentales. Solo puedo decir lo mismo respecto del resto de vecinos del pueblo. También es verdad que esta no es mi primera vez en un país musulmán y yo se algo de como comportarme respectando las costumbres musulmanas. Ellos se dieron cuenta y creo que es otra razón por la que me trataron tan bien.

Esta es mi segunda visita a un país musulmán y he mejorado mi conocimiento de estos países. La primera impresión que tuve es que estaba en un país del tercer mundo. Esto significa pobreza, corrupción, explotación occidental, ignorancia y/o falta de información y crecimiento del islamismo radical.

Pobreza. Hay poco trabajo en Tinghir y está mal pagado. Un salario normal es de unos 6 euros al dia, 100 – 150 euros al mes. Esto es trabajar para comer. Un paquete de tabaco cuesta 1,6 euros. Los electrodomésticos normales en cualquier casa europea, una lavadora por ejemplo, son mas caros en Marruecos que en España. Un coche es también mas caro en Marruecos. Es inalcanzable para la mayoría de los hogares. Sobreviven a base de mantener juntas a las familias. Las familias son grandes y hay casos de treinta personas viviendo en la misma casa. De este modo, reducen gastos y los ingresos familiares consisten en dos o tres sueldos y alguna contribución de la emigración. Otro problema económico que he visto es que a esta gente no le gusta gastar dinero. Los ahorros se guardan en el banco y el dinero no circula de mano en mano. Así, la economía general se ve afectada.
El capitalismo nos necesita porque consumimos...

Corrupción. Todo es corrupción en Marruecos, desde el rey hasta el último funcionario. El rey es el mayor problema de Marruecos. Tiene parte en varios negocios y posee algunos también. Por ejemplo, Comanav y las lineas aéreas marroquíes pertenecen al rey. El rey posee el 50% de la mina de plata cerca de Tinghir, una de las mas grandes de Africa, y el 70% de los movimientos de la Bolsa. Estos son solo ejemplos que conozco, mi impresión es que la mano del rey está en todos los sitios donde haya dinero. La familia alauita, la familia del rey, tiene un carnet de identidad distinto al del resto de los marroquíes. El rey es una de las personas mas ricas del mundo. Mientras que la mayoría de la población vive en la pobreza. La carreteras son malas, muchas calles están sin asfaltar. No hay alcantarillado ni recogida de basuras. El gasto social casi no existe.
Esta situación alcanza a todos los empleados públicos. Todos toman dinero. Si vas a un hospital público y quieres que alguien te escuche, enseña primero tu dinero. Si te para la policía, dales algún dinero. Si quieres trabajar para el Estado, dale dinero al que te examine. Es todo así.

Explotación occidental. El socio del rey es Occidente. Como en todo el tercer mundo, las compañías occidentales necesitan la complicidad de los políticos locales corruptos para conseguir sus fines. Este hecho aumenta la simpatía por el islamismo radical.

Ignorancia y falta de información. Casi todas las mujeres marroquíes son analfabetas. Solo hace poco tiempo que el gobierno las permite ir a la escuela. Y la mayoría de los hombres ha ido solo a la escuela primaria. Hay también falta de interés en adquirir cultura. La religión islámica es parcialmente responsable de esto. Ellos creen que el islam es la vía correcta, así que ¿para que conocer otras?

Islamismo radical. La situación es la siguiente: todos en Marruecos saben que el rey, la pobreza y la corrupción son los problemas. Tampoco confían en los partidos políticos tradicionales porque saben que son tan corruptos como la administración. El islamismo surge como la única solución. El rey conoce el riesgo y arresta a los activistas islámicos. En Marruecos la gente puede desaparecer tras ser arrestados. También algunos socialistas son reprimidos. Tienen elecciones, pero el rey decide quien gobierna. Los islamistas ganaron en las últimas elecciones, pero el rey decidió que gobernaran los socialistas. En las elecciones locales, el alcalde tiene menos poder que el imán y es un corrupto frecuentemente. El alcalde de Ihajjamne está implicado en tráfico ilegal de emigrantes. El hecho de que a los occidentales no les guste el islamismo solo sirve para animarles porque Occidente es el aliado del rey. El rey es respetado por motivos religiosos porque su familia desciende del profeta Mahoma pero yo pienso que eso no será suficiente para mantener su posición. Creo que el islamismo ganará tarde o temprano y expulsarán al rey de Marruecos. Los marroquíes piensan que la corrupción no afecta a los líderes islamistas y yo creo que eso es posiblemente cierto.

Mayo 2006

Voluntario en Palestina

He sido voluntario en Palestina del 1 al 14 de septiembre. El lugar de mi estancia allí fue Yanoun, un pequeño pueblo en la zona de Nablus (Cisjordania). Mi trabajo consistía en proteger a los habitantes de Yanoun de los ataques de los colonos israelíes. Solo por la presencia de internacionales, los colonos suelen marcharse sin hacer nada.

Yanoun está rodeado por todas partes menos por una por el asentamiento ilegal israelí de Itamar. El asentamiento ocupa todas las alturas, estando Yanoun en un hondo. Los colonos amplían los límites del asentamiento cuando quieren, de modo que los límites del asentamiento cada vez ocupan más tierra palestina. Los habitantes de Yanoun han perdido así gran parte de sus tierras, conservando en la actualidad solo lo que rodea al pueblo. A ojo, estos terrenos ocuparán unas 10 Has, siendo una o dos de cereal y el resto de olivos y almendros y algo de pasto para las ovejas. A los colonos israelíes no les falta de nada. Tienen sus propias carreteras, algunas de construcción nueva y otras tomadas a los palestinos, carreteras que ya existían antes de la invasión y a las cuales los palestinos tienen ahora prohibida la entrada. Tienen sus buenos coches, buenas casas, piscinas, caballos para practicar equitación… yo me pregunto de donde procede el dinero para hacer todo esto. Los asentamientos están rodeados por una valla, teniendo los palestinos y los voluntarios internacionales prohibido siquiera acercarse, bajo riesgo de ser disparado por la seguridad del asentamiento que circula en pick-up, van armados, o bien desde las torretas de vigilancia. Tienen luz eléctrica todo el día y toda la noche, disponiendo de potentes focos que iluminan el pueblo de Yanun desde los altos. Todas las noches escuchas el sonido de los motores de los helicópteros israelíes, sin poder verlos, porque vuelan sin luces, de modo que no sepas cuando ni de donde te van a disparar. El clima de terror en el que viven los palestinos no termina con la luz del día. Por la mañana, estás perfectamente a la vista (y a tiro) de los colonos desde el asentamiento, que está a unos 100 metros del pueblo y en el alto, dominando el pueblo; y por la noche están los focos y los helicópteros.

Los palestinos no tienen de nada. Sus casas son pobres, teniendo prohibida la construcción de más viviendas o edificios. Según los acuerdos de Oslo, Palestina quedó dividida en tres zonas, llamadas A, B y C. Yanoun está en zona C (debería haber sido zona A, pero Israel impuso la calificación C) lo que significa que, además de la prohibición de construir, la seguridad depende del ejercito israelí, o sea, que solo tienen seguridad los colonos, que se sienten libres de actuar a sus anchas. En zona A, la seguridad depende de la autoridad palestina, lo que tampoco significa mucho, porque el ejército de Israel invade zonas A cuando le viene en gana, imponiendo toques de queda salvajes y cometiendo toda clase de abusos.

Tienen coches viejos y destrozados. Están obligados a circular por pistas de tierra o carreteras malas. En los viajes, aunque sean cortos, la incertidumbre de si se llegará a algún sitio domina porque nunca sabes cuando te van a parar en un control del ejercito israelí ni si te dejarán pasar o no, porque eso es aleatorio, incluso en viajes de urgencia hospitalaria. Además, en los controles suelen cometerse abusos. Por esta razón, los estudiantes, que son objeto de frecuentes abusos en los controles, prefieren quedarse en la ciudad a volver a casa. Yanoun está a 25 km de Nablus, donde está la universidad, pero los estudiantes alquilan pisos, con la consecuencia de costo extra mas el desarraigo familiar, antes que volver a casa todos los días, lo que sería perfectamente posible dada la corta distancia. Los estudiantes universitarios de Yanoun viven todos en el mismo piso alquilado en Nablus. Durante mi estancia allí, le pregunté a uno de los estudiantes que marchaba al día siguiente a la universidad cuando pensaba volver al pueblo y me contestó que no lo sabía. Es posible que no vuelva en todo el curso.

En Yanoun hay un pozo de agua. Las instalaciones para el agua han sido objeto de ataques frecuentes por parte de los colonos. Estos ataques han consistido en: quema del motor que sube el agua a los depósitos, destrozo de los depósitos, echar pastillas al agua (finalmente parece que las pastillas no eran tóxicas porque yo he bebido y no me ha pasado nada, el objetivo era sólo aterrorizar) bañarse los colonos y sus perros en el agua de beber… El motor quemado fue sustituido por otro nuevo por Naciones Unidas, imponiendo los colonos la norma de que solo los internacionales pueden encenderlo y apagarlo. Por falta de dinero para el gasoil del motor, el alcalde ha decidido que el motor solo se encienda de 7 de la tarde a 11.30, siendo estas las horas de luz en el pueblo, las horas en que funciona el motor eléctrico que sube el agua al pueblo y las horas en que se puede usar una máquina cualquiera de tipo eléctrico. Como los depósitos del pueblo fueron rotos por los colonos, ahora cada casa tiene su depósito, manera en la cual es más fácil proteger los depósitos. No hay alcantarillado, ni tratamiento de aguas residuales, ni recogida de basuras.

Los niños son también objetivo de los colonos. Aterrorizando a los niños, pretenden obligar a las familias a abandonar el pueblo. Los niños pequeños tienen su escuela en Yanoun, pero los más mayores deben ir al instituto en Aqraba, el pueblo grande más cercano, unos dos mil habitantes. Todos los días por la mañana temprano acude una furgoneta (pagada por los internacionales) para llevar a los niños a Aqraba y vuelta por la tarde. Un día, durante mi estancia allí, un vehículo de la seguridad de los colonos esperó a la furgoneta del transporte escolar a la salida del pueblo, arrancó delante de ellos y les obligó a seguirles muy despacio por la pista hasta que tomaron un desvío para volver al asentamiento y dejaron a los niños en paz. En parte fue culpa nuestra por no levantarnos temprano, pero desde aquel día, siempre hubo un internacional presente en la salida de los niños hacia Aqraba. Los incidentes no se repitieron.

La escuela de Yanoun funciona como puede. Todos los niños tienen su uniforme y sus libros. Tienen cuatro maestros y mi impresión es que el nivel de la enseñanza es bueno, pero los maestros vienen de fuera de Yanoun, Aqraba o Nablus, lo que significa que no siempre pueden llegar al trabajo por los controles. Los días que los maestros no pueden llegar, bien los internacionales, bien algún adulto, se encargan de cuidar de los niños.

Se está trabajando en la construcción de una línea eléctrica, electricidad normal que sustituirá al motor, desde Aqraba hasta Yanoun. La distancia es de unos 6 km. El gobierno de Bélgica paga los gastos, la empresa constructora es palestina. Las obras sufren frecuentes retrasos a causa de los controles. Los trabajadores son de Tulkarem, al norte de Cisjordania, y hartos de sufrir en los controles, decidieron permanecer en Aqraba y volver a sus casas un día cada dos semanas. Finalmente, decidieron dejar los trabajos y quedarse en Tulkarem, donde su empresa tenía otra obra. Hubo que buscar nuevos trabajadores. El sueldo es de 1.500 shekels (300 E) pero la vida es tan cara como aquí, y la mayoría de los productos proceden de Israel. El shekel es la moneda israelí, que debe usarse también en Palestina. La llegada de los suministros para la obra lleva retraso también por los controles. Las obras están amenazadas por los colonos. Durante mi estancia allí, un habitante de Yanoun encontró un papel en una de las torres de la luz. El papel parecía oficial, pero no llevaba firma ni sello, y ordenaba detener las obras. Reunidos los vecinos en asamblea, con la presencia de internacionales, deciden que esto es una maniobra de los colonos para impedir la llegada de la electricidad y continuar con las obras. Un internacional al menos debe estar siempre presente en los trabajos para vigilar posibles incidentes. Asimismo, el papel citaba al alcalde a una reunión. El alcalde decide no ir por miedo a una trampa y por desconfiar de la existencia de tal reunión, y en todo caso, nunca iría solo, sino con la compañía de algún internacional. Se envió una copia del papel a un abogado de Rabbis for Human Rights (un grupo de rabinos judíos comprometido con los derechos humanos y contrario a la ocupación) y se dio aviso a la embajada de Bélgica.

Casi todas las familias tienen ovejas, en número pequeño, unas veinte o treinta. Los pastores son objeto de acoso frecuente por parte de los colonos. Por su trabajo, deben alejarse del pueblo y es difícil, por el escaso número de internacionales, acompañar a todos, por los que son blanco fácil. En el mes de agosto, un pastor recibió un disparo en la pierna cuando se resistía a que los colonos le robaran las ovejas. En septiembre, durante mi estancia allí, los colonos trataron de robar ovejas que se encontraban en un lugar próximo al asentamiento que ellos consideran “de seguridad”. Decidieron desistir y volver al asentamiento ante la llegada de los vecinos.

En trece días que yo estuve allí, los colonos entraron en el pueblo en tres ocasiones, mas la cuarta del transporte escolar a la que me he referido y de la que no pudimos ser testigos ni actuar los internacionales. Dos de ellas fueron sendos vehículos de la “seguridad de los colonos” (muchos sospechamos que es ejercito sin uniforme). Son dos personas en un vehículo todo terreno Nissan pick-up. Van armados con fusiles M-16 o similares y cananas o trinchas para la munición estilo militar. Entran en el pueblo y nosotros (que éramos solo dos, un inglés y yo) nos interponemos entre ellos y los habitantes, tratando de tomar fotos y datos del vehículo y sus ocupantes. Normalmente, al ver a los colonos, los vecinos se meten en las casas hasta que se van, pero en una ocasión, conseguimos, gracias a nuestra presencia, que se sintieran lo bastante fuertes como para permanecer en las calles, hombres, mujeres y niños, lo que los internacionales consideramos un éxito. En la tercera ocasión el que apareció fue Víctor, un colono mas que ultra (todos ellos pertenecen a un partido de extrema derecha, pero Víctor se lleva la palma) que suele conducir una moto de cuatro ruedas y va armado con un M-16. Este tipo es realmente loco y peligroso. Suele venir cada poco a rezar en mitad del pueblo y se le conocen agresiones a los vecinos. Todos los colonos consideran que esa tierra es suya “porque se la ha dado Dios”. Víctor apareció por los trabajos, donde estaba yo como internacional, y luego fue al pueblo, donde permanecía una ciudadana americana. Ante la presencia de internacionales, se dio media vuelta y se fue.

Yanoun es un símbolo para la resistencia palestina. Los colonos de Itamar están haciendo todo lo posible para forzarles a marchar, y todas las familias de Yanoun tienen alguna historia que contar sobre ataques físicos y abusos de los colonos. Los voluntarios internacionales también. Yanoun resiste por el empeño de sus habitantes y por el apoyo de los voluntarios, que llegan donde los gobiernos occidentales no quieren llegar, ni ver ni escuchar, para hacer cumplir la ley y un sentido elemental de la justicia. Si la construcción del Muro de la Vergüenza que el gobierno israelí está llevando a cabo sigue adelante, Yanoun quedará en zona israelí y tanto esfuerzo habrá sido en balde. Se necesita más presión internacional sobre Israel y más presencia de internacionales si queremos que Yanoun venza la batalla. Los habitantes de Yanoun no tienen donde ir. Su única opción es un campo de refugiados, y si en Yanoun la vida es difícil, en un campo de refugiados es todavía peor.

Octubre de 2003.